Un Falcao intratable y el duelo de los técnicos argentinos en la final de la UEFA Europa League 2011/2012

Comment

deportes

 

La final de la UEFA Europa League 2011/2012, de la que se cumplen 10 años, tuvo varios condimentos que fueron especiales. Ese 9 de mayo, en Bucarest, se enfrentaban dos equipos con historia dentro de España como el Atlético de Madrid y el Athlétic Club.

Había dos entrenadores argentinos frente a frente: de un lado estaba Diego Pablo Simeone y del otro, Marcelo Bielsa. Y por supuesto, muy buenos planteles.

Pero sin dudas hubo un jugador especial que fue clave para la conquista del primer título internacional del Cholo: Radamel Falcao García.

El colombiano marcó dos goles en el 3 a 0 de los Colchoneros y fue una de las grandes figuras de ese torneo. El Tigre terminó primero en la tabla de goleadores, con 12 tantos, por delante del neerlandés Klaus Jan Huntelaar, del Schalke 04, quien llegó a 10.

El partido se abrió rápido para el Atlético. Y en eso mucho tuvo que ver el talento de Radamel, quien anotó un verdadero golazo. La jugada fue rápida, con un pase por derecha que lo dejó entrando al área grande.

Allí Falcao amagó, se acomodó y sacó un gran remate que se coló en el ángulo derecho de Gorka Iraizoz para el 1 a 0 parcial. Iban apenas seis minutos de partido.

Fue un golpe duro para los de Bielsa, que de todos modos estuvieron cerca de empatarlo con dos jugadas de Llorente que se fueron cerca y un remate que muy bien contuvo Courtais, en este caso tras un remate de Muniain.

Pero a los 33 minutos un error del Athlétic en la salida iba a costar muy caro. Otra vez Falcao mostró pinceladas de su talento, de su enorme dominio dentro del área. Amorebieta perdió el balón cerca del área grande, Arda Turan mandó un centro corto y el Tigre primero dominó, luego enganchó y al instante sacó otro gran remate desde el borde del área chica para el 2 a 0.

Faltaba mucho todavía para el final, pero la ventaja era muy grande. En el complemento los de Bielsa fueron por el descuento, obligaron a Courtais a intervenir en algunas ocasiones para mantener el cero en su arco. Y en otras, les faltó justeza en los remates finales para darle vida al Athlétic.

Finalmente, el 3 a 0 llegó a 10 del final, con una gran jugada individual de Diego y un gran remate cruzado. Antes, Falcao estuvo a punto del hat-trick con un disparo que dio en el palo derecho de Gorka.

Ese Atlético tenía a Courtais, a Godín a Diego, a Falcao, y también a Koke y al Toto Salvio, que en la final fueron suplentes e ingresaron sobre el cierre del partido cuando sólo quedaba festejar.

Falcao declaró tiempo más tarde cómo vivió en la previa ese choque: «Había mucha rivalidad al ser dos equipos españoles. Ellos venían muy bien, el Athletic había hecho una temporada muy buena. Nosotros veníamos creciendo como equipo a medida que iba pasando la temporada. Cuando llegué al Atlético de Madrid, me acuerdo que fui a la gala de la UEFA en Mónaco y dije: ‘Espero llegar a la final con el Atlético este año’. Y justo se dio, llegamos y ganamos».

Sobre su primer gol, el que abrió el camino hacia el título, señaló: «Me quedé uno contra uno con Amorebieta, y pensé que si le hacía un amague iba a tener ángulo de tiro. Busqué el segundo palo con mi pierna menos hábil, porque yo soy diestro, no soy zurdo. Pero mi papá siempre me insistió para que practicara ese disparo, y al final él siempre me decía: ‘¿Cuándo vas a hacer un gol al segundo palo?’. ¡Y justo en una final me salió!».

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *